Linda Rodin como tener estilo y éxito a los 60 años

207

Es empresaria, ícono de moda, independiente que se hizo de renombre comercial gracias a sus recetas mágicas para la cara, se llama ‘Olio Lusso’.

Siempre única, Linda dice que “de pequeña solía pensar que era una sirena”, le encanta el mar, su departamento es muy especial, está rodeado de diversos objetos que la transportan al fondo marino. Por eso es tan feliz ahí.

Estudió en la Universidad de Nueva York, galerista, modelo y vendedora de libros en Rizzoli. Tiene además una tienda llamada Linda Hopp en Soho, es editora de Harper’s Bazaar y estilista. ¿Puede ser más productiva esta mujer?

Es todo un ícono para aquellas mujeres que desean envejecer con estilo y elegancia, ella menciona que “yo nunca he sido una figura pública, pero me parece genial y pienso que es muy interesante ver cómo la gente se te queda viendo sin motivo alguno”.

Su marca Olio Lusso es su marca de aceites faciales que la llevó a convertirse en un ícono de la cosmética en los años 70.

Olio Lusso surgió  de la casualidad, de su pasión por viajar. Relata que en mercadillos de segunda mano encontró por ejemplo: en Sudáfrica la planta de caléndula y el aceite de argán en Marruecos ,inició por su cuenta el experimento, mezclar ambos y ver que sucedía, ella las aplicaba en su rostro, posteriormente comenzó a llevar estas mezclas a las sesiones de fotos en las que ella era estilista, hasta que se terminaron convirtiendo en una línea de cremas, labiales, aceites para el cabello en colaboración con el peluquero Bob Recine.

Su equipo es pequeño  pero va creciendo, la compañçia de belleza que empezó en su cocina en Chelsea, Nueva York en el año 2008 fue adquirida por Estee Lauder.

Exitosa en lo que hace, ella considera que tiene un buen ojo para la moda  porque puede entrar a un mercadillo de pulgas (actividad que hace la mayoría de sus fines de semana) y encontrar algo que valga la pena, como un suéter que parece de un millón de dólares, también menciona ser más feliz en estos lugares en la 26 y Broadway que en las tiendas chic de los diseñadores, y hablando de esos precios ¿quién los paga?.

Cuando le preguntan si su chaqueta es de Gucci ella dile, tan solo me costó 30 dólares. Una o dos piezas claves mezcladas con sus pantalones favoritos, camisas, algunas joyas delicadas es su regla general.

Recientemente Linda Rodin imparable es una mujer que sabe lo que hace, una visionaria y en cuanto al marketing con su cuenta de Instagram lo tiene, gracias a sus fotografías con sus amigos, viajes, y su inseparable perro Winky ¿que más podemos esperar de Linda? ella ha respondido que desea mudarse a un pequeño pueblo Italiano en el que no haya tiendas, que esté cerca de Roma ¿ lo dirá enserio? Lo que es un hecho es que tendremos más de Linda por mucho tiempo. Inspiración sin duda.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.